Reseña: Afterparty

3d_printing_picUn thriller ambientando en un futuro donde es muy sencilla la fabricación casera de objetos, incluyendo sustancias psicoactivas. Ambientado en la zona de Toronto, lo que sin duda influyó en comprarlo – siempre es curioso ver novelados sitios que tienen un lugar importante en la memoria.

La trama se centra en una substancia que lleva a una sensación permanente de conexión/unidad y amor con un ser todopoderoso y omnipresente, al estilo de por ejemplo San Juan de la Cruz o el Advaita Vedanta. El parar de consumir la sustancia puede llevar a la depresión y al suicidio.

La síntesis de la substancia, a la que llaman Numinous, altera profundamente la vida de sus descubridores. El principio del libro nos muestra a una de ellos en un manicomio, preocupada por la aparición de la sustancia en las calles. Otros de los descubridores están en la cárcel o han sido asesinados. No creo que sea adecuado dar muchos más detalles de la trama, pero como buen thriller introduce un número aceptable de sorpresas, y un final rocambolesco. Hay una labor agradable también en crear un ambiente más allá de la trama – un momento interesante es cuando supuestos gángsters utilizan un modificador de voz de baja calidad para la tecnología de la época y más esfuerzo de uso, sólo para sonar más amenazantes. Dos personajes bastante originales son:

– El cowboy con doble personalidad. Por un lado está Vincent, el asesino con sentimientos suprimidos farmacéuticamente, y por otro lado The Vince, sensible y que cría búfalos en miniatura en el suelo de su cuarto.

– Ollie, la hacker/analista de seguridad de origen filipino y amante de la protagonista. El consumo de una sustancia la lleva a la frontera entre una habilidad inaudita para percibir conexiones entre hechos, y la paranoia. La paranoia llega a dominar, y eso la lleva a perder su trabajo, cometer un asesinato y conocer a la protagonista en el manicomio.

Algo sorprendente dentro de la temática cyberpunk es lo convencional en el sentido político. Apenas se mencionan las autoridades o el sistema político del momento, y los personajes tienen estilos de vida más o menos conformistas hasta los problemas con el descubrimiento de Numinous.

El libro es ambiguo respecto a los temas religiosos y filosoficos que considera, limitándose a reflejar las perspectivas diversas de sus personajes, y comentando algunas ideas que han sido fructíferas en los debates correspondientes (NOMA, por ejemplo). También hay un nivel alto de pornografía intelectual en las conversaciones entre los personajes. Hay comentarios interesantes por ejemplo sobre la relación entre el sentido del lugar y los sentimientos hacia alguien (por ejemplo, es raro a menudo estar en un sitio importante en la memoria con alguien que se asocia a otro sitio importante y nunca estuvo allí – y es posible tener también una relación fuerte con alguien que pierde sentido en un lugar distinto). También hay comentarios curiosos sobre como los efectos secundarios de muchas sustancias bioactivas son poco predecibles para la ciencia del momento – a veces, como Viagra, acaban convirtiéndose en el propósito en la etapa de comercialización, o sobre el sentido del tiempo y el efecto evolutivo en el mismo a través de la amígdala.